24 de marzo de 2007

Impresiones finales de la gira de Otto Guevara a Washington

Conclusión de la gira: Hay que aprobarlo pronto

La visita de Otto Guevara a Washington terminó hoy. Durante la semana lo acompañé a casi todas las reuniones programadas con congresistas, autoridades del gobierno, personeros de centros políticos, empresarios, entre otros. Hoy más que nunca estamos claros de la necesidad de aprobar lo más pronto posible el TLC con Estados Unidos.

Christopher Padilla, secretario adjunto de Comercio, nos habló de las "ventanas de oportunidades" que se abren muy rara vez y en las cuales es posible llevar a cabo negociaciones de tratados de libre comercio en Estados Unidos. Esta ventana se está cerrando con el auge del proteccionismo y del nacionalismo económico en el Congreso estadounidense. Padilla nos mencionó que hoy Panamá se lamenta de no haber participado con el resto de Centroamérica en CAFTA, ya que el TLC que negociaron individualmente con Estados Unidos está enfrentando todo tipo de obstáculos por parte de la mayoría demócrata en el Congreso.

Pero no nos limitados a entrevistarnos con gente que apoya la aprobación del TLC en Costa Rica. También nos reunimos con opositores, como Tim Reif, el asesor de la agenda comercial del congresista Charles Rangel (D-NY), el poderoso presidente del Comité de Medios y Arbitrios de la Cámara de Representantes. Ottón Solís también se había reunido con él hace un mes, y de ahí salió la famosa carta en donde Rangel y Sander Levin, otro congresista demócrata, le dijeron a Solís que la continuación de los beneficios de la Iniciativa de la Cuenca del Caribe (mediante la cual podemos exportar libre de aranceles al mercado estadounidense) no dependía de la aprobación o rechazo del TLC en Costa Rica. En otras palabras, que si nuestro país rechaza el TLC podrá seguir exportando sin mayores consecuencias a Estados Unidos.

A Reif le preguntamos si nos podía garantizar que los beneficios de la ICC que expiran en septiembre del 2008 (textiles, calzado, atunes) serían renovados a tiempo por el Congreso norteamericano. Su respuesta fue clara: "Lucharemos porque así sea, pero no puedo garantizar nada". También dijo que "los beneficios podrían expirar antes de que la ley de renovación sea aprobada". Finalmente, le preguntamos que si los demócratas sacarían a Estados Unidos del CAFTA si ellos controlaran el Congreso y la Casa Blanca. Nos dijo que no. Más claro no canta un gallo: el TLC brinda garantía seguridad jurídica a nuestras exportaciones ya que hace permanentes todos los beneficios que actualmente tenemos, mientras que bajo la ICC dependemos del ánimo político en el Congreso norteamericano cuando cada ciertos años algunos de esos beneficios expiran. ¿Quién va a querer invertir en un país con esta inseguridad jurídica vis a vis otros que cuentan con acuerdos comerciales? A Reif le preguntamos si los demócratas estarían dispuestos a negociar otro TLC con Costa Rica en caso de que rechazáramos CAFTA, y nos dijo que "tal vez muy adelante en el futuro". Como señalara Padilla, la "ventana de oportunidad" no se volverá a repetir en mucho tiempo.

Otto regresa hoy y en la próxima semana sostendrá una conferencia de prensa para informar sobre sus impresiones de la gira. Ciertamente regresa muy preocupado de ver la oportunidad que nuestro país está dilapidando de no aprobarse el TLC y las 13 leyes complementarias antes del 29 de febrero del 2008. Espero que ese sentido de urgencia permee a los diputados de los 5 partidos que apoyan CAFTA con el fin de que podamos acelerar la aprobación del tratado y aprovechar la oportunidad única que tenemos.

No hay comentarios.: